3 Razones que explican por qué nos entra sueño después de mantener relaciones sexuales

Photographee.eu / Shutterstock

Seguro que alguna vez te ha ocurrido que justo después de terminar una sesión de intimidad, de repente sientes un sueño que ni siquiera puedes controlar. Es algo muy común, y aunque puede ocurrirle tanto a hombres como a mujeres, es cierto que ellos lo suelen experimentar más. ¿Sabes por qué ocurre esto?

¿Por qué nos entra sueño después de tener relaciones sexuales?

Los hombres se duermen más que las mujeres

George Rudy / Shutterstock

Según Eduard Estivill, director de la Unidad de Alteraciones del Sueño del Hospital General de Cataluña, el sexo es positivo antes de dormir para los hombres porque, después de alcanzar el orgasmo, se acelera en ellos el proceso de descanso. Sin embargo, en el caso de la mujer, esta permanece más tiempo estimulada, y por lo tanto, la relajación tarda más en llegar.

Una encuesta elaborada por investigadores franceses, con la participación de más de 10 mil adultos europeos, descubrió que el 80% de los hombres sentían muchas ganas de dormir tras el coito, pero tan solo al 46% de las mujeres les ocurría lo mismo.

Causas

gpointstudio / Shutterstock

En primer lugar, una de las razones más obvias es que frecuentemente, el sexo se da de noche, en la cama, y además es físicamente agotador. Pero no solo se debe a eso, hay más motivos.

Biológicas

Pressmaster / Shutterstock

Lo investigadores franceses que llevaron a cabo el estudio para determinar quiénes sentían más sueño después de mantener relaciones sexuales, también analizaron el comportamiento cerebral de algunos de los participantes del estudio y comprobaron que el área que se encarga de procesar los pensamientos se relaja después de tener un orgasmo.

Pero no solo eso, hay otras partes del cerebro que se ven afectadas al llegar al clímax: la corteza cingulada y la amígdala, que son las encargadas de producir el estímulo sexual. Por eso, después del orgasmo, al hombre se le reduce el deseo sexual, y por tanto, le entra sueño.

Hormonales

George Rudy / Shutterstock

Durante la eyaculación, los hombres liberan un cóctel de sustancias químicas cerebrales, que incluyen norepinefrina, serotonina, oxitocina, vasopresina, óxido nítrico y prolactina. La prolactina está relacionada con la sensación de satisfacción sexual.

Los niveles de prolactina son naturalmente más altos durante el sueño, lo que sugiere un vínculo entre esta hormona y el sueño. Su liberación durante el orgasmo probablemente provoque que los hombres se sientan somnolientos.

La oxitocina y la vasopresina también está asociadas con el sueño. Su liberación frecuentemente acompaña a la de la melatonina, la hormona principal que regula el reloj corporal.

Como podemos ver, hay muchas razones para la somnolencia posterior al sexo, algunas directas y otras indirectas, pero todavía no se conocen las causas exactas.

Imagen de portada: Photographee.eu / Shutterstock
Fuente: scienceline / livescience

Y tú, ¿Qué opinas?