«Esa es la diferencia entre ella y yo» La emotiva carta de un funcionario de prisión sobre Ana Julia

Enlace patrocinado

Ana Julia se ha quedado sin reclusa sombra dentro de la cárcel. Los funcionarios y las propias presas han decidido ir rotando cada día su estancia con la asesina confesa. Su repentina soledad y una carta de un funcionario de la prisión hace pedir a la criminal más seguridad.

Un funcionario de la cárcel se desahoga con Ana Julia a través de una contundente carta

La compañera de Ana Julia, que cumplía condena por asesinar a su marido y que pidió voluntariamente proteger a la asesina confesa de Gabriel, ha decidido dimitir de su cargo. La que fuese reclusa sombra estaba tomando una estrecha y peligrosa relación con Ana Julia, y el resto de las reclusas estaban tomando nota de ello.

{keyword}

La presa de 45 años se convirtió en los pies y las manos de la criminal de Níjar por petición propia a cambio de privilegios y por buen comportamiento, pero las miradas amenazantes del resto de prisioneras hizo adelantar a la argentina su renuncia como presa de confianza.

Enlace patrocinado

Los funcionarios y las propias reclusas han tomado la determinación de rotarse cada día para pasar 24 horas con la asesina confesa del «pescaíto» y evitar problemas de confianza. Una compañía a la que está temiendo la autora del estrangulamiento del pequeño Gabriel tras faltas y ataques verbales de las reclusas cuando se la cruzan por los pasillos.

{keyword}

La propia Ana Julia ha exigido más protección en la prisión de Acebuche en Almería sobre todo si hubiese llegado a leer la carta de uno de los carceleros donde escribía unas frases que hacían extensible el sentir de todo un país y de cualquier ser humano:

«Tras 20 años pasando por 5 centros distintos he ido conociendo asesinos en serie. He conocido al Rafita, a Pakito a De Juana Chaos a Txapote. He conocido a violadores de sus propios padres, violadores de sus propios hijos», empezaba el funcionario.

«Pero esto me ha superado quizás por tener hijos en edades similares, o porque en las noches de lluvia de estas semanas me he quedado despierto pensando que quizás a pocos kilómetros de mí podía haber un niño que se estaba mojando y pasando frío.«, escribía.

Enlace patrocinado
Ana Julia Quezada, Telecinco

«La primera mañana que entré a trabajar tras el ingreso de Ana Julia me costó ponerme el uniforme. Jamás me había pasado, porque aunque físicamente no me suponga un peligro llevaba muchas noches despertándome sobreexcitado con la cara del demonio, de la bruja de Gabriel.«, continuaba relatando el funcionario.

«Quizás lo que más miedo me daba, lo que más odio me despertaba era la certeza de saber que a ella no le va a pasar nada. Si llegara el caso y hubiera que defenderla no dudaría ni un solo segundo en poner mi vida en peligro para salvar la de Ana Julia

{keyword}

«Es terrorífico pensarlo, pero es verdad y sé que cualquiera de mis compañeros también lo haría. Quizá esa es la diferencia entre ella y yo«

Enlace patrocinado

¿Te parece bien la medida de rotar presas sombra o debería estar sola?, ¿Qué le dirías a Ana Julia si pudieras escribir alguna carta?

¡Compártelo con todos tus amigos y familiares en redes!

Fuente: Espejo Público, Antena 3
Enlace patrocinado