2 Cosas que nos hacen caer en el error de que las puestas de sol son más largas en verano

Enlace patrocinado

El 21 de junio fue el día más largo del 2017, al menos en cuanto a horas de sol se refiere.

Todos disfrutamos de un poco más de luz durante nuestro día a día, sin embargo, existe un error popular acerca de los días de verano: no es cierto que a lo largo de la época estival la puesta de sol sucede más tarde.

De hecho, sucede lo contrario. Después del solsticio de verano, la luz del día comienza a desvanecerse antes, dando paso a la llegada de la oscuridad invernal.

Para comprender de dónde proviene este concepto erróneo, necesitamos definir qué es el verano en realidad.

Cómo funciona el solsticio de verano

Enlace patrocinado
{keyword}
Tauʻolunga/Wikipedia

La Tierra orbita alrededor del Sol una vez cada 365 días y 6 horas. Nuestro planeta también gira una vez al día alrededor de un eje inclinado.

Esa inclinación, que actualmente es de 23,5 grados, baña diferentes partes del mundo con diferentes intensidades de luz a lo largo del año. La rotación del planeta, mientras tanto, hace que la superficie expuesta a esa luz vaya cambiando a lo largo de un día y toda la tierra se encuentre afectada.

El solsticio de verano tiene lugar cuando la luz solar alcanza su máxima extensión, ya sea en el hemisferio norte o sur. Esto marca el comienzo del verano. En el norte, ocurre entre el 20 y el 22 de junio. En el sur, el verano llega seis meses después, entre el 20 y el 23 de diciembre.

{keyword}
NASA; cmglee/Wikipedia

Las zonas de la Tierra que reciben las cantidades máximas de luz solar forman lo que llamamos Trópico de Cáncer (o Trópico Norte), y el Trópico de Capricornio (o Trópico Austral).

Enlace patrocinado

Entre cada solsticio hay un equinoccio, cuando la intensidad máxima del sol se alinea directamente con el ecuador. El verano termina con el equinoccio de otoño, y el invierno termina con el equinoccio de primavera.

Esta animación realizada por el Centro de Vuelos Espaciales Goddard de la NASA muestra claramente dicha progresión:

Por qué las puestas de sol a veces parecen que suceden más tarde durante el verano

Si los amaneceres ocurren más tarde y las puestas de sol ocurren más pronto a lo largo del verano, ¿por qué parece que los días siguen siendo más largos?

Enlace patrocinado

Durante una o dos semanas antes y después del solsticio de verano, el sol sale y se oculta, casi al mismo tiempo que durante el propio solsticio. Esta pausa aparente puede engañarnos y hacernos pensar que los días son cada vez más largos si no estamos prestando atención a la hora exacta de la salida o de la puesta del sol.

En el siguiente gráfico solar se ilustra correctamente este punto, aunque los datos diferirán dependiendo de la distancia al norte o al sur en que vivas. Cuanto más cerca vives de un trópico durante el solsticio, más duraderos son esos interminables días de verano.

{keyword}
Gráfico anual del sol de Miami que registra las horas de luz (izquierda) con los días del año (abajo).TimeAndDate.com

Otra razón que da pie a este error de percepción es que debido a la inclinación de la Tierra, las personas que viven en latitudes septentrionales reciben más luz solar incidente y por lo tanto más horas de crepúsculo durante el verano que las personas más al sur.

Eso podría hacer que los días de verano parezcan más largos de lo que técnicamente son, especialmente para aquellos que viven más lejos del ecuador. Además, avanzar los relojes una hora antes en marzo hace que la gente despierte en la oscuridad y experimente la puesta de sol más tarde.

Durante el solsticio sin embargo, suele amanecer antes de que muchas personas se despierten, y el ocaso suele ocurrir después de que muchas personas estén de vuelta en casa. Esto podría dar la impresión de que los días son más largos de lo que realmente son.

Pixel Boom Media / Shutterstock
Enlace patrocinado

Además, a menudo pensamos en el verano en términos de nuestros horarios y no cuando se produce el solsticio realmente. Muchas personas se encuentran fuera más a menudo durante las tardes, y también toman las vacaciones una semana o dos tras el solsticio. Eso también hace que los días parezcan más largos.

Pues sí, por triste que parezca, esta es la realidad. En cuanto empieza el verano los días comienzan a ser más cortos a pesar de lo que podamos pensar.

¡Compártelo con todos tus amigos!

Fuente: Businessinsider
Enlace patrocinado

Y tú, ¿Qué opinas?